Top
¿Tu primera vez en el blog? ¡Entra aquí!

Cómo convertirte en un experto de las relaciones interpersonales

Es cierto que los amigos más especiales siempre se contarán con los dedos de una mano. Pero aprender a dominar las relaciones interpersonales no te ayudará únicamente con tus amistades. Se trata de una habilidad que puede abrirte varias puertas en lo profesional y allanarte el camino a un sinfín de nuevas posibilidades.

Te relacionas directa o indirectamente con personas todos los días: en Internet, haciendo la compra, yendo al cine… En cualquier ámbito cotidiano, por lo que mejorar tus dotes para las relaciones interpersonales debe interesarte.

¿Cómo puedes mejorar tus relaciones interpersonales?

Cada persona es un mundo, pero si sigues al pie de la letra estos consejos, te aseguro que “conquistarás” a la mayoría de las personas que se crucen en tu camino:

  • Una sonrisa es un tesoro

Sonreír es completamente gratis, además de contagioso. Si exhibes tu sonrisa de ceja a ceja compartirás tu felicidad con los demás. ¿A quién no le gusta rodearse de gente feliz? Acercarnos a las personas que aportan positividad debería de ser la meta de todos.

Sonríe a los cajeros de los supermercados, cuando vayas a comprar una entrada al cine, cuando saludes al vecino… En definitiva, sonríe a la vida. Con este primer consejo no solo harás más felices a los demás, también a ti mismo.




  • Desarrolla mayor empatía por los demás

Interésate por las demás personas, por sus problemas, situación… Pero es muy importante que sea de forma sincera, de nada sirve hacerlo por interés.

  • Escucha siempre antes de hablar

Por contraproducente que suene, a veces el mejor hablador es el que utiliza escasas palabras. Las personas siempre están deseosas de hablar de si mismos, es el tema que más conocen. Cuando entables una conversación, sobre todo con una persona que acabas de conocer, es muy importante que empieces con un tono amistoso.

Intenta que la otra persona sea la protagonista de la conversación y quien más tiempo hable. Es muy importante hablar de algo que interese a las dos partes, (o solo a la otra, si estás esperando por ejemplo un ascenso, harás lo que sea) por lo que hablar de el mismo nunca falla, ya que podrás conocerle mejor e indagar sobre sus hobbies hasta encontrar el tema con el que puedas mantener una conversación tras otra.

  • Trata de hacer que la otra persona se sienta como un rey

Intenta que la otra persona se sienta muy especial, de este modo estará dispuesto a seguir conociéndote. ¿Cómo puedes hacer que se sienta especial? Nunca hundas sus opiniones o le digas que está equivocado, de esta forma puedes hundir su autoestima y aumentar su ego, consiguiendo que se aleje y echando por tierra los avances anteriores, si comete un error que consideres importante, es recomendable hacérselo saber de forma suave e indirecta, de esta forma no dañarás tanto su ego.

Motívale siempre que tenga una idea, siente simpatía por sus deseos y elogia cada uno de sus triunfos.




  • La perspectiva juega un papel importante

Cuando entres en un debate o conflicto, es muy importante que siempre tengas algo presente. Cada persona mira todos los hechos desde su perspectiva, basada en las creencias y valores que ha adquirido a lo largo de su vida, por lo que siempre tienes que ponerte en la piel del otro.

  • Que puedes hacer tu

No todo depende de los demás, tu también puedes cambiar algunas cosas de tu conducta que mejorarán enormemente tus relaciones interpersonales. Todos cometemos errores, pero a la mayoría le cuesta mucho admitirlo. Cuando cometas un error admítelo, no tengas miedo. Si dejas de lado el ego y riegas tu humildad serás una persona mucho más cercana y sincera.

Trata de hablar siempre de tus errores y defectos antes de hacerlo de los demás. Por último, y muy importante, huye de las discusiones, la única discusión que conoce un vencedor es la que se consigue evitar.

Si sigues estos pasos aprenderás a relacionarte mejor con las personas. No importa tu edad o el lugar donde los apliques.

Algunas personas son más abiertas que otras y pueden relacionarse con mucha facilidad, si eres de los tímidos que necesitan un empujón para entrar a grupos nuevos, no tienes de que preocuparte. Las habilidades sociales como casi todo en la vida se pueden entrenar.

Sal de tu zona de confort y consigue progresos cada día. Busca situaciones incómodas para ti, saluda a la persona que se siente a tu lado en el metro, dialoga con desconocidos,  haz cosas que te avergüencen en público… todo vale, el único límite lo pone tu imaginación.

Si tienes algún problemilla de autoestima no dudes en corregirlo, ya que entre más seguro te sientas, mejor presencia ofrecerás a todas las personas que estén a tu lado.

¡No dudes en dejarme en los comentarios tus progresos y opiniones!

Interacciones del lector

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *