Top
¿Tu primera vez en el blog? ¡Entra aquí!

Comer equilibrado: El primer paso hacia el bienestar

Tienes la suerte de vivir en el momento más desarrollado hasta el momento. Sabes mejor que cualquiera de tus antepasados lo que está bien o mal. Como se suele decir, tres cosas hay en la vida: salud, dinero y amor. ¿Das a tu salud la importancia que se merece? Comer equilibrado es un pilar fundamental para cuidar tu salud, si quieres empezar a hacerlo… ¡Esto es un buen comienzo!

¿En qué consiste comer equilibrado?

En la actualidad una noche alocada llena de alcohol y drogas forma parte del estilo de vida de muchos. A veces cuando digo a alguien que yo no disfruto de esas cosas, me mira como un bicho raro. Hay demasiadas personas que piensan que el bienestar es comer todas las chocolatinas del supermercado, dormir 15 horas al día o emborracharse hasta perder la consciencia.

La alimentación y el bienestar están íntimamente ligados, puesto que todo lo que hagas o comas repercute directamente en tu estado de ánimo.

Comer equilibrado no es cuestión de privarse de cualquier placer o vicio en la vida. Simplemente tienes que tener en mente una balanza, donde las acciones que perjudiquen directamente a tu salud siempre sean mucho más ligeras que las beneficiosas.

No está terminantemente prohibido el alcohol, ni la bollería, ni las bolsas que tanto te gusta picar entre horas. Lo que sí debería estar prohibido es convertir todos esos vicios en algo habitual.

El marketing contra la salud

Por desgracia, el marketing se dedica a inducirte el deseo de comprar un producto, en la mayoría de los casos, ocultando la realidad y destacando la única virtud que posee.

Los productos saludables vendidos en cajas probablemente se pueden contar con los dedos de tu mano. Azúcares añadidos, aceite de palma, grasas hidrogenadas, exceso de sal… Incluso productos destinados para niños resaltando su alto contenido en hierro y vitaminas (colacao, nesquik) son prácticamente azúcar puro.




¿Tienes una dieta equilibrada y sana?

¿Comes pescado azul tres veces por semana?¿Comes 5 piezas de verdura o fruta todos los días?¿Bebes mínimo 8 vasos de agua al día? ¿Mantienes un estilo de vida activo? Esto es lo mínimo que deberías de hacer si quieres tener una vida saludable.

Hay un problema muy grande en el ser humano, y es que suele reaccionar en la mayoría de los casos cuando ya se choca contra el problema.

La salud no es algo que se deja de lado hasta que de verdad te importa. No es cuando el médico te dice: “tienes el colesterol demasiado alto” “te falta hierro” “tienes la tensión muy alta” no. Nunca es demasiado pronto para empezar a cuidarte, de hecho, deberías de hacerlo toda tu vida, ya que todo lo que hagas te va a beneficiar en el presente y futuro.

No se trata de llegar a los 40 como si tuvieras 70, sino de alargar tu calidad de vida lo máximo posible, gozando de energía, felicidad y bienestar cada día. Algo que comienza en los pilares más básicos: Una dieta equilibrada y practicar deporte.

Conclusión

Ponte las pilas. Cambia las chocolatinas por brotes de brócoli, cambia el sofá por salir a caminar, cambia el refresco por un vaso de agua. Hay infinidad de pequeñas modificaciones que pueden suponer un gran cambio en tu calidad de vida.

¿Esto quiere decir que nunca más podrás comer algo que no sea saludable? Para nada, esto quiere decir que alimentarte de algo que te perjudique, o mantener una vida sedentaria, no sea lo normal, sino lo excepcional.

Interacciones del lector

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *